Seguidores

4 ene. 2015

Sinsentido.

Creo que jamás olvidaré tu sonrisa aquella noche de verano, y luego nos sonreímos mirándonos a los ojos y ya no recuerdo mucho más.

Me acuerdo de quitarnos la ropa con pasión y de nuestras manos sudadas, de tus sonrisas a destiempo y de mis te quiero desatinados. Me acuerdo de quitarme los miedos y de verte tirarlos por la ventanilla del coche, de mis piernas temblorosas y de tus miradas lascivas.

Y ahora me quita tus caricias a hostias, la vida digo, que creo que siempre ha sabido todo y estaba esperando el momento idóneo para decirme lo que me estaba esperando; que todo era un sinsentido. Así que supongo que toca sobrevivir a todo esto, como siempre, y ya llegará alguien que me cure las heridas con besos y que se quede a ver cómo cicatrizan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario